Close sidebar

Rodely Cespedes – Pole Sport, Personal Trainer y Coach Nutricional

Actualmente radica en Santa Cruz de la Sierra donde forma parte del Studio Pole & Fitness. Conoce más sobre ella y cómo decidió apostar por el Pole Sport. Personal trainer y Coach nutricional, instructora Pole Sport y Pole Exotic.

 

¿Cómo incursionaste en el mundo del pole sport?

Rodely Céspedes (RC): Vi un video en internet de una competencia de pole e inmediatamente me compré un tubo que instalé en mi casa y viendo videos aprendí algunas figuras, luego busqué una escuela de pole y me inscribí, de eso ya pasaron 8 años. Es un deporte que exige fuerza, coordinación y flexibilidad, me permite desarrollarme como atleta y como artista al mismo tiempo.

 

¿Cuáles son los mayores desafíos cómo bailarina e instructora de pole?

RC: Es una disciplina que aún es tabú, cuesta lograr que la gente entienda que es un deporte de alto rendimiento, con competencias y exigencias físicas.

 

¿Cuál es la preparación para formarse en pole dance?

RC: La principal regla es creer en uno mismo, puedes tener mucho entrenamiento físico, pero si mentalmente estás bloqueado no vas a avanzar. La preparación física incluye el trabajo de flexibilidad para lograr figuras limpias, hay mucho de la danza clásica y de la gimnasia en este deporte.

 

Popularmente el pole dance está asociado al striptease ¿Esto es así?

RC: En sus inicios el pole nació del club de striptease, luego se vio el potencial que tenía como disciplina deportiva y se le dio otro enfoque, aunque hoy en día aún cuesta separar lo uno de lo otro.

 

Por lo que nos dices, para bailar pole necesitas un elevado nivel de autoestima, confianza y autoconocimiento ¿las personas que toman tus clases deben desarrollar todo eso?

RC: Desarrollan eso y mucho más, eleva la autoestima, aumenta la confianza en sí mismos y un gran autoconocimiento de lo que eres capaz de hacer.

 

¿Por qué crees que aún existen prejuicios hacia quienes practican pole dance?

RC: Lastimosamente en Bolivia aún estamos en pañales en esta disciplina, son muy pocas escuelas las que hay y poca gente que las conoce por eso todavía existen prejuicios en torno al pole.

 

 

¿Fuiste víctima de ese “desconocimiento”?

RC: Lamentablemente sí y de personas muy cercanas, pero es algo que no me molesta porque sé que se habla desde la ignorancia y no me molesto en corregir eso.

 

¿Algún mensaje para las personas que están considerando o empezando a practicar pole?

RC: Que no se desanimen ni tengan miedo, cada academia es una pequeña gran familia, un segundo hogar. Un lugar donde no se juzga a nadie ni por su físico, ni por sus gustos. En donde cada instructor mira con orgullo a sus alumnos crecer y donde, entre todos, se ayudan a brillar.

 

 

Spread the love

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *